martes, 12 de enero de 2010

TELÉFONO PINCHADO



-¿Sí?
-Hola, jefe, soy yo. Lo tengo.
-¿El qué?
-Ya sabes.
-Entiendo. No es segura la línea.
-No. No creo.
-Pero... ¿de qué estamos hablando?
-De lo que me encargaste, ya sabes.
-¿Cuándo?
-El otro día.
-¿Qué día?
-El día que mataste a esos dos pringados.
-¡Eh!
-Oh, mierda.... Quería decir que los mataste de risa, que tienes cada golpe...
-Vale, vale, no pasa nada. Hablas de los puertorriqueños que “despedí”, ¿no?
-No.
-¿De los moros?
-No.
-Pues no caigo.
-Los chinos, coño.
-Ah, vale. Ya recuerdo. Los putos chinos. ¿Lo tienes?
-Sí.
-Tráemelo entonces. Y rápido.
-¿Dónde?
-Donde la penúltima vez.
-Ya... Sólo por asegurarme, ¿voy donde te despediste de los chinos?
-No.
-¿Donde te despediste de los puertorriqueños?
-No.
-¿Donde te despediste de los moros?
-No.
-Pues no sé...
-A mi casa, joder.
-Vale, jefe, ahora voy.

12 comentarios:

39escalones dijo...

Je, je, me recuerda mis conversaciones telefónicas del trabajo... Será que estamos pinchados.
Muy bueno.
Un abrazo.

J.E. Alamo dijo...

¡Qué bueno!

Dana Andrews dijo...

Muy bueno... podría ser una conversación entre Mortadelo y Filemón (por lo de "jefe") o entre el Superagente 86 y se juefe.

roberto dijo...

Tu trabajo, Alfredo, también da mucho juego. Un abrazo.

roberto dijo...

Tú sí que eres bueno, Joe.

roberto dijo...

Podría ser, Dana. Grandes referentes, sin duda. Yo más bien me los imagino como unos mafiosillos de poca monta.

irene dijo...

Unos profesionales como la copa de un pino, ¡vaya chapuzas!, está buenísimo.
Besos, Roberto.

roberto dijo...

Estamos rodeados de profesionales, sin duda. Pero con humor hasta caen bien.
Un beso, Irene.

VERONICA LEONETTI dijo...

Vaya! que me has sacado todas las carcajadas que no me habían salido en todo el día.
Está genial, Roberto. Y debe estar el doble de gracioso contigo montado en el escenario

roberto dijo...

Gracias, Vero, si he conseguido arrancar alguna sonrisa me doy por satisfecho.

ftemplar dijo...

Se da más un aire a aquellos famosos Diálogos para Besugos ,jajajaj

Un saludo y en tu línea amigo Roberto

Fer

roberto dijo...

Un saludo, Fernando, un placer verte por aquí, como siempre.